La ProvinciaPortada

🏠 Más de 2.800 nuevas viviendas en la provincia se suman al proyecto habitacional

0

A pesar del inexorable paso del tiempo, hace casi cuatro décadas que San Luis respira los mismos aires de esperanzas. Sus hijos, durante distintas etapas del año, aquí o allá, repiten abrazos, levantan carpetas, besan llaves y secan las mismas lágrimas de felicidad. Desde 1983 hasta acá, el Gobierno provincial no dejó nunca de construir casas para su gente. Tan es así que registra cifras récord que ningún otro distrito argentino alcanzó: en 39 años el Estado puntano construyó y entregó 62.000 viviendas, algo así como 1.589 casas por año. Esto significa que casi la mitad de la población de la provincia habita en viviendas sociales.

AnuncioDale clic

Es cierto que los números son reveladores, pero también fríos. Por eso una buena forma de cuantificar a la enorme cantidad de viviendas sociales, de barrios enteros, de ciudades casi completas es pararse en los puentes, detenerse unos minutos y mirar el horizonte. Divisar los miles y miles de techos de tejas color naranja, de los frentes a veces grises y a veces blancos. Y, en ese mismo momento de pausa, sobre el ‘Favaloro’ de la ciudad capital o el ‘Padre Miranda’ de Villa Mercedes, darle valor a una política estatal que no se apagó nunca.

Solo basta con recorrer y perderse entre las calles o avenidas de las barriadas del este o del sur capitalino, caminar por La Ribera villamercedina o recorrer el interior provincial para darse cuenta cómo esas casas, que fueron obra pública, proyecto, desarrollo y un emocionante acto de entrega, ahora laten con la presencia y el bullicio de chicos y grandes. Las poblaron los hijos de San Luis, los paridos aquí y los adoptivos. Entre todos componen las generaciones enteras que crecieron en casas sociales construidas por el Gobierno puntano.

Anuncio Dale clic

Ahora, de la mano del Programa “Casa Propia” y en un esfuerzo conjunto con el Estado nacional, la Administración de Alberto Rodríguez Saá ejecuta más viviendas y tiene planificado construir más. El desarrollo llega por etapas, primero con una tanda de 1.174 casas y luego otra de 1.698. Todas, repartidas entre los distintos departamentos y comunas, sin importar los colores políticos. 

En esta amplia distribución, los inmuebles estarán acompañados por todos los servicios que una barriada moderna necesita: cloacas, agua potable, alumbrado público, veredas, cordones cunetas y forestación.

Por estos días, en el Ministerio de Obras Públicas ordenan el panorama habitacional en dos segmentos: las casas en ejecución y aquellas que están próximas a iniciar. En las dos variantes hay novedades y aquellos que sueñan con el techo propio tienen por qué ilusionarse e imaginar que serán los próximos en recibir su llave.

Según la cartera que concreta la infraestructura provincial, hasta este domingo, las viviendas en ejecución son 1.174. Y, una vez más, la mirada de cara a las construcciones persigue ese axioma que una y otra vez repite Alberto Rodríguez Saá: “De la periferia al centro”. Algo así como desde los pueblos y parajes más alejados hacia las ciudades más grandes de la provincia.

Anuncio

Banner Fragancias

En Ayacucho, obreros puntanos que responden a distintas empresas constructoras edifican 39 casas en total, distribuidas entre Alem (4 viviendas), San Francisco (8), Luján (8) y Quines (19).

La cantidad en el departamento Pueyrredón aumenta dado que allí se contabilizan aquellas casas dispuestas para la ciudad capital. Por eso ese distrito totaliza 587 inmuebles en pleno desarrollo que así fueron organizados: Beazley (4 casas), Balde (4), La Punta (36), Alto Pencoso (4), Zanjitas (4), San Jerónimo (4), Alto Pelado (4) y la ciudad de San Luis (527).

Hay 76 viviendas en plena ejecución en Chacabuco repartidas entre Tilisarao (15), San Pablo (5), Concarán (15), Cortaderas (14), Naschel (13), Papagayos (5) y Villa Larca (9).

En Junín, se llevan adelante 23 casas, entre Talita (5) y Merlo (18).

Por el sur provincial, en el departamento Dupuy, la organización de las obras apunta a Fortuna (2 casas), Buena Esperanza (32) y Arizona (10).

En Pringles, el total llega a 47 casas divididas en La Toma (23), que fueron recientemente entregas, y El Trapiche (24).

“Obras Públicas trabaja en conjunto con la Secretaría de Vivienda; ellos se encargan de dictaminar las cantidades en cada ciudad o localidad y en función de eso se asignan las viviendas. Las inversiones en torno a las casas pertenecen a Nación y todo lo que es infraestructura, los nexos, las obras complementarias del barrio como cloacas, agua, luminarias, el asfalto, las veredas y demás son del Estado provincial”, explicó el jefe del Programa Obras de Arquitectura, Lucas Caymes.

En Belgrano, las 34 casas en marcha están repartidas entre Los Manantiales (10), La Calera (12) y Nogolí (12).

La ciudad de Villa Mercedes con 300 viviendas se lleva todas las casas dispuestas en esta tanda para el departamento Pedernera.

Finalmente, en San Martín se llevan adelante 24 inmuebles entre Las Lagunas (8), Potrerillo (4) y Las Chacras (12).

“El tipo de vivienda es idéntica a las que ya se han entregado. Son construcciones amigables con el medioambiente con termotanques solares para que consuman menos energía eléctrica. Y a la hora de la adjudicación hay un porcentaje que va destinado a familias con integrantes con discapacidad. En esos casos, las casas tienen características que se adaptan a la necesidad de ese grupo familiar”, agregó Caymes.

Más puntanos dueños de casa

Si bien las casas en ejecución entusiasman a cientos de sanluiseños que hoy sueñan con su techo propio. Hay más ilusiones nuevas, ya que en otra etapa de la planificación que Provincia y Nación llevan adelante, el cálculo de las viviendas por iniciar llega a las 1.698 unidades habitacionales que llegarán a decenas de localidades de los 9 departamentos. El reparto será: Ayacucho (38), Belgrano (22), Pueyrredón (707), Chacabuco (104), Pringles (111), Dupuy (104), Junín (71), Pedernera (448) y San Martín (93).

“Estamos muy contentos y orgullosos. El Gobierno de San Luis es pionero en la construcción y entrega de viviendas. En nuestra provincia es una política de Estado. Garantizar el acceso a que sus habitantes vivan en una casa digna, desde 1983 en adelante desarrolla esta política en beneficio de su gente”, cerró Caymes.

Tu opinión es importante

Comments

Comments are closed.