DeportesRevista VMI

馃檶馃徎 Maradona, 铆cono nacional por excelencia, habr铆a cumplido 62 a帽os

0
Dale clic

脥cono nacional, mito del mundo y admirado por la gran mayor铆a de los argentinos,聽Diego Armando Maradona聽cumplir铆a este domingo 62 a帽os,聽de los cuales聽vivi贸 60 de pura adrenalina, en los que聽influy贸 de manera gravitante en el f煤tbol mundial,聽lo que lo llev贸 a ser considerado “el mejor futbolista de todos los tiempos”, pero tambi茅n聽“condenado” socialmente por sus actos fuera de la cancha.

AnuncioDale clic

Maradona聽naci贸 el 30 de octubre de 1960聽en el Policl铆nico “Evita” de Lan煤s, y聽fue el quinto hijo del matrimonio de Diego “Chitoro” Maradona y Dama Salvadora “Tota” Franco, que viv铆an en una humilde casa de Villa Fiorito.

Anuncio Dale clic

La simple menci贸n de su nombre en cualquier parte del mundo se asocia a Argentina y su figura fue requerida por famosos, pol铆ticos y personajes de diferentes estratos sociales.

脡l聽enarbol贸 como bandera su rebeld铆a, no solo en la cancha, sino tambi茅n fuera de ella,聽con actos que tambi茅n le provocaron la reprobaci贸n de un sector de la sociedad.

Anuncio

Banner Fragancias

Maradona debut贸 en la Primera Divisi贸n de聽Argentinos Juniors聽el 20 de octubre de 1976, en la cancha que hoy lleva su nombre y apellido en pleno barrio de La Paternal, que forma parte del circuito cultural de Buenos Aires.

A lo largo de su carrera,聽a fuerza de goles y habilidad, consigui贸 marcar r茅cords, hitos y se emparent贸 a fuego con la Selecci贸n argentina, pese a que C茅sar Menotti lo dej贸 fuera del Mundial de 1978 y 茅l, tal vez como revancha,聽logr贸 el Juvenil聽(hoy Sub 20) en聽Jap贸n 1979.

Sali贸 campe贸n con Boca. Pas贸 al Barcelona, donde tuvo hepatitis y le rompieron un tobillo. Se pele贸 con la dirigencia blaugrana y聽lleg贸 a N谩poles,聽donde lo adoptaron como su hijo dilecto y lo elevaron al mismo sitial de San Genaro,聽el patrono de la ciudad. Adem谩s, desde 2020, el estadio napolitano tambi茅n porta su nombre.

Enfrent贸 las cr铆ticas, las provoc贸. Vivi贸 una vida de locura, llena de presi贸n y excentricidades, y un d铆a la droga toc贸 a su puerta y cruz贸 el umbral.

Marc贸 el gol m谩s hermoso de toda la historia del f煤tbol contra Inglaterra en M茅xico 86, el d铆a del nacimiento del “barrilete c贸smico”, y dej贸 tambi茅n el recuerdo de “La Mano de Dios”,聽con la que enga帽贸 a propios y extra帽os, con una sonrisa p铆cara y sus rulos “Made in Fiorito”.

Tuvo sus batallas con la FIFA. Despotric贸 contra la AFA.聽Defendi贸 a los “jugadores de f煤tbol” y su figura siempre fue la de un l铆der natural, que como el Quijote, sali贸 a pelearle a los molinos de viento, ya sea por el horario de un partido o por el dinero que les pagaban.

Alz贸 la Copa del Mundo en M茅xico 86. Llor贸 con la medalla de subcampe贸n colgando del cuello en Italia 90,聽a sabiendas que el equipo fue apenas un resabio de lo que brill贸 cuatro a帽os antes,聽pero le espet贸 a los italianos su bronca porque le silbaron el himno: “Hijos de puta”.

Fue suspendido por doping. Engord贸. Se pele贸 con la prensa. Confes贸 a los cuatro vientos su adicci贸n y fue juzgado y sentenciado.聽Pero tambi茅n fue a la prestigiosa universidad de Oxford a ense帽arles un poco de “inspiraci贸n”.

De la humildad de Fiorito alcanz贸 palacios de jeques 谩rabes y la realeza europea. Se afinc贸 en Cuba durante una larga temporada, para recuperarse de sus adicciones. En Uruguay estuvo “cl铆nicamente muerto”.

Los partidos que jug贸 los gan贸 y los perdi贸 por igual.聽Dentro de la cancha su zurda siempre ten铆a reservada una funci贸n m谩s.聽En la vida terrenal, la sociedad muchas veces no le perdon贸 su arrogancia聽-cual escudo defensivo-聽o su sinceridad para decir lo que pensaba.

“Lo juro por Dalma y Giannina”,聽fue una de sus frases de cabecera, con la que trataba de que la gente creyera lo que estaba diciendo.聽M谩s de grande, por su nieto Benjam铆n, a quien llevaba tatuado en su brazo al igual que sus hijas.

Fue el creador de las frases m谩s ingeniosas y populares que se recuerden:“La pelota no se mancha”;聽“L谩stima a nadie”;聽“Al presi se le escap贸 la tortuga”; o聽“Segurola y La Habana”, son utilizadas por diferentes personas para graficar una situaci贸n.

Jug贸 en seis equipos en el mundo:聽Argentinos Juniors, Boca y Newells Old Boys, todos en Argentina, Barcelona y Sevilla en Espa帽a y Napoli en Italia. Marc贸 m谩s de 358 goles en toda su carrera profesional y jug贸 m谩s de 720 partidos oficiales.

Con rulos afro. Con el pelo corto (servicio militar). Con “colita” atr谩s o con la cabeza pintada en azul y amarillo. Maradona supo con su propio cuerpo lo que era eso que llamaban “fama”.

Vivi贸 una relaci贸n “amor-odio” con Julio Grondona, con Carlos Bilardo y con quienes colocaban a los jugadores de f煤tbol en un lugar menor.

Fue provocador. Contradictorio. Querible. Odiable. Perfecto. Imperfecto. Desfachatado y normal. Tan argentino como cualquiera de nosotros.

Lo compararon con Pel茅 y le gan贸 una votaci贸n para ser elegido el mejor de todos los tiempos,聽pero pidi贸 que dejen “tranquilo” a Lionel Messi cuando se lo pon铆a en su mismo sitial.

Inspir贸 la “Iglesia Maradoniana”,聽que cada 30 de octubre tiene su “Navidad”.聽Se pele贸 con la religi贸n,聽con el Vaticano y a la vez hizo su fiesta de casamiento con m谩s de 1200 personas en el estadio “Luna Park”, con su primera novia: Claudia Villafa帽e. Luego llegar铆an otras relaciones -Ver贸nica Ojeda y Roc铆o Oliva-, y tambi茅n m谩s hijos: Diego Junior, Diego Fernando y Jana.

Maradona fue nombrado en canciones, poemas, noticias, an谩lisis, pel铆culas, reflexiones, edictos, expedientes y qued贸 inmortalizado en miles de tatuajes alrededor de la Argentina y el mundo.Su apellido qued贸 ac茅falo para ser reconocido solo como “Diego” o mejor a煤n: “El Diego”.

Un d铆a le grit贸 un gol a una c谩mara de televisi贸n con toda la rabia que pod铆a y sent铆a.聽D铆as m谩s tarde fue llevado al cadalso y a la crucifixi贸n.聽“Me cortaron las piernas”, fue su defensa cuando qued贸 fuera del Mundial 1994, el 煤ltimo que jug贸.

El fallecido escritor uruguayo聽Eduardo Galeano, en su libro “A sol y sombra”, grafic贸 de manera magn铆fica ese momento: “Jug贸, venci贸, me贸, perdi贸.聽El an谩lisis delat贸 efedrina y Maradona acab贸 de mala manera su Mundial”.

Todo lo bueno lo generaba. Todo lo malo, tambi茅n.聽Le dijo a los argentinos que siempre iba a hacer todo “por la celeste y blanca”聽y est谩 considerado en ese podio popular junto a Juan Domingo Per贸n y Carlos Gardel.

Contador de an茅cdotas. Personaje caricaturesco. 脥dolo popular. Creador de ilusiones y malabarista de la vida. Diego Armando Maradona cumplir铆a este domingo 62 a帽os de una vida que ni en pel铆cula, 茅l mismo so帽贸,聽pero que la misma le puso fin un 25 de noviembre de 2020 tras una insuficiencia card铆aca cr贸nica que deriv贸 en un edema de pulm贸n,聽en su casa de Tigre a los 60 a帽os cuando era entrenador de Gimnasia y Esgrima La Plata, 煤ltimo club que lo acobij贸 y le hizo sentir el amor del f煤tbol argentino en cada estadio que piso.

Tu opini贸n es importante

Comments

Comments are closed.