El País

Una mujer denunció que dejaron morir a su hija enferma de coronavirus en un hospital de Río Cuarto

0
Noelia Mercado, de 33 años, quien estaba a punto de recibirse. Falleció el domingo a causa de coronavirus. Estaba internada en el Hospital San Antonio de Padua, de Río Cuarto.

Una mujer cordobesa denunció que su hija de 32 años y estudiante de enfermería murió de coronavirus en un hospital de Río Cuarto sin la atención adecuada y afirmó que en sus últimos mensajes de Whatsapp antes de morir la joven contó que la habían dejado sola y pedía por favor que la sacaran de allí.

Anuncio

Dale clic

Noelia Mercado falleció el domingo en la sala de terapia intensiva del Hospital San Antonio de Padua, de la ciudad de Río Cuarto, con un grave cuadro de COVID-19.

La joven estuvo cuatro días internada con una neumonía bilateral. No estaba vacunada y sufría de obesidad.

Su madre, Teresa Gutiérrez, contó al canal de noticias TN que su hija le fue relatando el calvario que vivió en el nosocomio desde su internación. En los mensajes que le enviaba desde el hospital se plasma la desesperación de la joven.

Anuncio

Banner Fragancias

“Comprá un oxígeno. Llevame a mi casa. No viene nadie acá. Ayudame por favor, mamá. Sacame de acá. Todos dormidos y yo grito y nada. Ayudame”, son algunos de los mensajes enviados por Noelia desde el hospital.

Grave denuncia en Córdoba (Foto: captura de TN)

Qué dijo la madre de la joven

Teresa Gutiérrez contó que su hija llegó al hospital “saturando mal” después de que el médico de la familia le dijera que había que internarla “urgente”.

“Ella me me va manifestando todo lo que esta viviendo ahí adentro”, indicó.

Y reseñó: “Ella estudiaba enfermería y se había llevado termómetro y saturómetro. Me dice mamá, por favor, estoy con 39 de fiebre. Llamaba (a los médicos) y nadie la escuchaba. Pasó hora y media, a veces dos horas, y no llegaban a atenderla. Pedía chata, pedía agua, que la ayudara por favor porque se estaba muriendo, porque ya no saturaba, no tenía más oxígeno”.

Comentó además que los mensajes que le enviaba su hija presagiaban lo peor. “Me decía me muero, me muero, me muero. Llevame a un (hospital) privado. No quiero morir así, o al menos quiero una muerte digna”.

Y añadió: “Lo más doloroso es que soy enfermera y mi hija estudiante de enfermería y nos toca vivir algo así, por el amor de Dios. No tengo palabras, no tengo consuelo, tengo impotencia, rabia”.

“Ella estaba con neumonía bilateral. Estaba saturando a 80. ¿Por qué demoraron tanto? Es desesperante. Tengo todos los mensajes de Whatsapp”.

Según contó, su hija le decía que divulgaría todo lo que estaba pasando por las redes. “Si me pasa algo hacelo llegar a los medios”, contó.

Los restos de Noelía fueron sepultados el lunes. “No es el momento de pensar” en una denuncia judicial. “Hacemos lo que podemos. Noelia dejó a un niñito de 10 años, a un papá destruido, a una familia destruida”, indicó.

Los mensajes de Whatsapp de Noelia (Foto: captura de TN)

El testimonio de su hermana

Magalí Bustos es la hermana de Noelia. En TN contó que ella “pedía por favor que alguien le acercara agua a las 12 de la noche”.

“Me contestaba por Whatsapp, no podía hablar. Recurría a golpear las cosas para que un enfermero fuera y le llevara agua”, señaló.

Y agregó: “Por una videollamada pude ver que mi hermana tenia toda la boca lastimada con sangre por la deshidratación que el cuadro de COVID-19 hace que tenga. Cuando le consulto si le habían dado agua me dice que sí. Estuvo esperando tres horas reloj por un vaso de agua”, aseguró.

Bustos dijo entender la situación por la que atraviesa el sistema sanitario ante la pandemia. “Pero no se trata solo del colapso. Solo te estaban pidiendo un vaso de agua. ¿Qué está pasando con el servicio de salud de Río Cuarto? ¿Quiénes son los responsables de que a una persona no le den un vaso de agua”.

Tu opinión es importante
Muchas gracias por considerar nuestro trabajo diario.

Tu aporte de $200 nos ayuda a cubrir algunos costos.

Comments

Comments are closed.